Top 10

Lo + Leído

Destacado

Comentaristas

ago

17

Soñar con Lagartos

Éste tipo de animales, así como lagartijas u otros reptiles de formas similares, representan las cualidades más oscuras, sombrías y agresivas de nuestro subconsciente.

Muy a menudo, la presencia de lagartos en nuestros sueños, que tratan de atacarnos, presagia la posibilidad de que alguien pretenda despojarnos de aquellas cosas que nos pertenecen mediante el engaño o la fuerza, pero de cualquier forma hostigándonos sin parar para conseguirlo. Es importante en estos casos prepararse mentalmente para soportar las críticas y ataques más fuertes y constantes, formándonos en la perseverancia y el aguante. No confíe en la apariencia despreocupada y pasiva de los que le rodean y manténgase alerta.

Si el lagarto consigue morder o golpear, augura tristeza y desdicha próximas.

Si el lagarto simplemente aparece en el sueño, sin encontrarse atacando ni dispuesto a ello, su simbolismo se traduce en gula o avaricia, en la obsesión desmedida por hacer acopio de todo tipo de cosas, incluso inservibles, pero sobre todo de productos lujosos y riquezas. Quizá deberíamos revisar nuestra conciencia y ver si estamos demasiado obcecados en la búsqueda del éxito monetario mientras dejamos de lado otros aspectos de nuestra vida.

Otro sueño muy recurrente es la lucha de dos lagartos entre sí. En tal caso, es muy probable que se estén augurando conflictos que la persona que tuvo el sueño probablemente ya intuía hace tiempo. Las peores expectativas están a punto de cumplirse, y los problemas que parecían resueltos, o por lo menos aletargados, se van a ver avivados por sucesos que no tardarán mucho en ocurrir.

La aparición de lagartos de colores, o de formas no conocidas, con apéndices no naturales… revelan nuestra tendencia a alejarnos de la realidad hacia mundos más agradables y fantásticos, buscando el éxito que no tenemos más allá de nuestra vida real.

Votación: 2.8/5 (455 votos cast)


Por AnaM (54.181 vistas)